Perezoso de dos dedos

(Choloepus hoffmanni)

otros nombres comunes

Perico ligero
Pelejo
Pereza lanuda
Pereza cara amarilla

Taxonomía

Orden: Pilosa
Familia: Megalonychidae

descripción

Este perezoso tiene una longitud de cabeza y cuerpo de 50 a 70 cm, una cola corta y vestigial de 1,4 a 3 cm y pesa de 2,7 a 10 kg. Las extremidades anteriores y posteriores son largas y casi iguales en longitud. Las dos garras delanteras y las tres traseras miden de 5 a 6,5 cm. El pelaje varía de amarillento, rubio, beige o tostado, a marrón claro en adultos, pero puede aparecer verdoso por las algas que crecen en los pelos. La cara suele ser más clara que el resto del cuerpo, y su pelaje es más corto y más fino en la mejilla y la garganta que en el cuello y el hombro.

distribución

Choloepus hoffmanni tiene dos poblaciones separadas. La población del norte abarca desde el sur de Honduras hasta América del Sur, donde se puede encontrar al oeste de los Andes desde el noroeste de Venezuela a través de Colombia hasta el noroeste de Ecuador. La población del sur se encuentra al este de los Andes, desde el centro-norte de Perú a través del suroeste de la Amazonía brasileña hasta el norte de Bolivia. Su distribución dentro de Brasil no está clara; por lo tanto, se necesitan más muestreos para resolverlo.

dieta

El perezoso de dos dedos es un herbívoro generalista. Su dieta consiste principalmente en hojas, frutos, capullos de flores, puntas de ramitas, tallos jóvenes, savia de algunos árboles y aparentemente algo de materia animal. En Costa Rica, la especie se ha observado utilizando 34 especies de árboles diferentes como alimento.

reproducción

Este perezoso se reproduce durante todo el año. La gestación es larga, de alrededor de 340–378 días, y las hembras dan a luz a una sola cría aproximadamente cada 15 meses. Las crías suelen depender de sus madres durante más de 200 días.

hechos curiosos

A diferencia del género Bradypus, las especies de Choloepus tienen dientes caniniformes (con forma de caninos) agrandados que pueden usar tanto en exhibición como en defensa física.

HáBITAT Y ECOLOGía

Choloepus hoffmanni se encuentra principalmente en tierras bajas y selvas tropicales de montaña. En América Central ocurre en selvas húmedas tropicales de hoja perenne y semi-caducifolias, así como en selvas secundarias, pero es raro o ausente en selvas secas de tierras bajas. En Costa Rica puede usar plantaciones de cacao (Theobroma cacao) como hábitat y con frecuencia se aventura en pastizales relativamente abiertos en busca de árboles de alimentación aislados. En Nicaragua, se ha observado en pastizales secos con arbustos espinosos y árboles.

Estos perezosos son arbóreos, nocturnos y bastante solitarios. Pueden moverse hasta 300 m por noche. El área de acción es de 2,5 a 21,5 hectáreas y es muy variable, especialmente en los machos; por ejemplo, en plantaciones de cacao de Costa Rica los machos adultos tenían rangos de hogar de 1,1–139,5 hectáreas. La especie se encuentra en densidades de 1,05 animales por hectárea en la Isla Barro Colorado, Panamá, de 0,3 a 1,5 animales por hectárea en la región andina de Colombia, y de 0,2 a 0,83 individuos por hectárea en las tierras bajas del norte de Colombia.

amenazas

Parece que no existen amenazas importantes para C. hoffmanni a nivel mundial. Sin embargo, las subpoblaciones en la parte noroeste de su área de distribución, especialmente en Colombia y América Central, están disminuyendo debido a la severa degradación y fragmentación del hábitat. Además, son cazados por comunidades indígenas. Los individuos capturados en el medio silvestre, especialmente las crías, se venden como mascotas a los turistas en Colombia. Este comercio ilegal está aumentando y representa un motivo de preocupación debido a su impacto en la población silvestre.

tendencia poblacional

Desconocida.

ESTADO DE CONSERVACIÓN

Choloepus hoffmanni está categorizado como Preocupación Menor (LC) en vista de su amplia distribución, presunta población grande, su presencia en varias áreas protegidas, su tolerancia a un grado de modificación del hábitat y porque es poco probable que disminuya lo suficientemente rápido como para calificar para la inclusión en una categoría amenazada. Sin embargo, debido a la deforestación en curso, la subpoblación norte podría ser evaluada como Casi Amenazado (NT).